guerra en siria

La peor verdad de los 7 años de guerra en Siria

Siria entra en el octavo año de guerra abierta y con nuevos frentes en el horizonte. Tras la caída del «califato» de Daesh, los enfrentamientos en Guta y Afrín alargan un conflicto que se ha cobrado entre 350.000 y más de 500.000 muertos y que ha provocado que haya 5,6 millones de refugiados.

La guerra de nunca acabar en Siria

A principios de este año se tenía la esperanza, según los expertos, que la guerra en Siria llegaría a su fin, tras 8 años de lucha. Se suponía esto, por la derrota del Estado Islámico (ISIS) en la zona de conflicto. Lamentablemente,  la internacionalización del conflicto en Siria en múltiples focos, amenaza con prolongar sin límite una guerra sin fin.

Los enfrentamientos generalizados no permitirán recobrar la paz, sino, que reforzarán el riesgo de que el país árabe se divida poniendo en peligro la derrota final del Estado Islámico, tras medio millón de muertes. Esto debido a la retirada de parte de las fuerzas que acorralaban a sus milicias en la frontera con Irak.

Milicia Kurda en la guerra contra Siria

Un hecho contundente ha sido el de miles de combatientes kurdos aliados de EE.UU, que han abandonado en los últimos dos meses el frente del Éufrates contra los yihadistas. La razón ha sido porque se han movilizado para contener la ofensiva de Turquía en Afrin, en la frontera noroccidental.

Las fuerzas del régimen han desviado la atención, en las últimas semanas, hacia Guta Oriental, el último sitio rebelde en las cercanías de Damasco.

Esta guerra, sin fin, amenaza con dar nuevos bríos a un moribundo Estado Islámico.

Joshua Landis, editor del portal especializado Syria Comment, constata lo siguiente: “Los generales norteamericanos se quejan amargamente de la sangría de los mejores combatientes de las YPG (Unidades de Protección del pueblo, milicia kurda), desplazados al frente de Afrin”.

“También lamentan que Siria y Rusia no hagan todo lo que esté en sus manos contra los últimos milicianos del ISIS, mientras vuelven a enfrentarse a insurgentes que amenazan al Gobierno”, asegura a través de un correo electrónico el Director del Centro de Estudios sobre Oriente Próximo de la Universidad de Oklahoma.

Los responsables de la coalición internacional contra el yihadismo, encabezada por Washington, intentan quitar hierro a la intervención militar de Turquía, un aliado de la OTAN, en territorio de Siria.

La peor verdad de los 7 años de guerra en Siria

Moscú, quien domina el espacio aéreo del país árabe, se hace el desentendido ante la cruenta batalla por el estratégico valle de Afrin.

Thomas Veale, coronel estadounidense, uno de los portavoces de la coalición internacional, afirma que “La lucha contra el Daesh sigue estando activa en el valle medio del río Éufrates”. Y advierte, “Estamos al tanto de la salida de algunas fuerzas del Frente Democrático Sirio (frente opositor con 50.000 combatientes encabezada por los kurdos de las YPG), que pone de relieve el riesgo potencial de cualquier distracción en la lucha para derrotar al Daesh”.

Además, descarta que la reciente disminución de bombardeos aéreos contra el ISIS tenga que ver con “factores ajenos” a los combates. Han disminuido en un 47% de enero (289 operaciones) a febrero (155), y aclara que “La cifra de ataques se ha reducido de forma consistente a medida que los últimos reductos del Daesh han sido exterminados o capturados”.

Igualmente la coalición ha rebajado sus operaciones contra los yihadistas de septiembre a octubre pasado de 1.566 a 691, tras la toma de Raqa, la ciudad a orillas del Éufrates, que fue capital del Estado Islámico en Siria. A pesar de todo, la aviación había mantenido una media de 260 bombardeos los tres meses siguientes a esa fecha.

Tal como anticipó el New York Times, los mandos del Pentágono, que han desplegado 4.000 miembros de sus fuerzas especiales como asesores del FDS, sin la fuerza de choque sobre el terreno contra el ISIS, que representan los milicianos kurdos, los combates han quedado en manos de combatientes árabes, que no cuentan con la misma preparación y capacidad de organización militar.

Por lo mismo, la batalla por derrotar a los kurdos, arrinconados en el desierto, se ha demorado. Y con el temor de que avezados yihadistas extranjeros escapen y regresen a sus países de origen en Oriente Próximo, África o Europa.

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, en su último informe sobre Siria, entregado al Consejo de Seguridad, reconocía que “los combatientes del YPG se han visto reforzados (en Afrin) por efectivos procedentes del este de Siria, donde estaban combatiendo al Daesh”.

Después de la destrucción del Califato

Una vez destruído el califato, se suscitaron numerosas situaciones y los focos de tensión se desviaron, debido a la creciente internacionalización del conflicto. Uno de ellos fue el conflicto en la frontera con los Altos del Golán, un territorio sirio ocupado por Israel desde 1967.

El incidente más grave en el que se ha visto involucrado el Estado hebreo, durante los siete años que ha durado la guerra en el vecino país árabe,  fue una misión de represalia contra objetivos iraníes en territorio sirio, donde fue derribado un F-16 israelí, por las defensas antiaéreas de Siria.

El presidente Bachar el Asad, dijo unos días atrás en Damasco, que no cesará en la lucha “contra quienes atenten contra la unidad del país”, según informó Reuters.

Según el analista Landis, “El Asad ha ganado la guerra contra la rebelión tras hacerse con el 58% del territorio, pero depende de las potencias presentes en su país”. Su pronóstico final: “Siria permanecerá dividida en tres regiones”.


Una buena oportunidad de estudiar el tema del Terrorismo Yihadista la tienes en INISEG, allí encontrarás varios cursos relacionados con este tema.

Te recomendamos la siguiente formación: Máster en Contrainteligencia, Geoestrategia Internacional y Terrorismo Yihadista.

Con este máster en terrorismo adquirirás las herramientas y el conocimiento necesario para conocer las bases del conflicto como la Guerra en Siria y a la vez convertirte en un real investigador y experto en este tema. UNa vez queel alumno termine el máster puede colaborar con SECINDEF en sus investigaciones.

Enfoque de este Máster en Geoestrategia Internacional

La malla curricular se ha diseñado con un enfoque multidisciplinar, para poder abarcar conceptos, métodos y técnicas como integrar la seguridad, estrategia y operatividad de cualquier índole, especialmente aquellas que trabajen contra el terrorismo.
Además, se le entregará una visión holística sobre seguridad nacional, política de defensa, teorías modernas de defensa, conflictos y política internacional, servicios de inteligencia, terrorismo, crimen organizado, entre otros conceptos.
Al finalizar el Máster el alumno estará preparado para tomar decisiones enfocado en la planificación de estrategias y de la geopolítica internacional, conociendo cómo funcionan los servicios de inteligencia en la lucha del terrorismo yihadista.


Fuente: https://elpais.com/internacional/2018/03/15/actualidad/1521071404_093317.html

Fuente: http://www.abc.es/internacional/abci-siria-entra-octavo-guerra-abierta-y-nuevos-frentes-horizonte-201803150228_noticia.html

Fuente: http://www.bbc.com/mundo/noticias-internacional-37451282

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPrint this pageEmail this to someone

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*

dos × 5 =