República Dominicana y su lucha contra la pandemia del Coronavirus

República Dominicana es uno de los países más importantes de Centro América, no solo porque es conocido por su turismo y cultura, sino también porque tiene la economía más grande de esa zona y la novena en toda América Latina. En las últimas décadas ha presentado un fuerte crecimiento económico…..y por lo mismo, hemos querido analizar qué pasará con este importante país, también una de las sedes internacionales más importantes de INISEG,  ante esta crisis sanitaria que afecta a todo el mundo.

Gasto económico y movilización de los recursos ante la crisis

América Latina comienza a reaccionar en términos económicos a la peor crisis planetaria de los últimos tiempos, desatada por el COVID-19. Si bien es normal que la región vaya respondiendo mientras avanza la pandemia, las primeras respuestas de los gobiernos muestran no estar a la altura de la crisis. Primero, porque los montos totales que se están manejando hasta el momento son insuficientes: Argentina y Brasil no superan el 2% del PIB, mientras que Chile, quien plantea el plan más ambicioso, propone una del 4,7% del PIB. Segundo, porque no es lo mismo movilizar recursos que gastar en la gente.

El pasado 1 de marzo se verificó el primer caso de coronavirus Covid19 en República Dominicana, actualmente, la isla caribeña suma un total de 57 muertos y 1284 casos confirmados y 175 nuevos casos, una cifra muy alejada de las cantidades que se están registrando en muchos países europeos o en Estados Unidos, pero que ya ha llevado a las autoridades dominicanas a tomar medidas drásticas. Del total de casos confirmados, 147 pacientes se encuentran en aislamiento hospitalario y 1.071 en aislamiento domiciliario; el 57 % de los contagiados son hombres y el rango de edad está entre 1 y 90 años. En cuanto a los fallecimientos, la media de edad es de 60 años y 29 de los 39, equivalente al 74 %, eran hombres, que presentaban condiciones de salud previas al contagio.

Sostener el tejido empresarial implica también sostener el empleo, por lo que es de la mayor importancia que las empresas no cierren ni despidan trabajadores. Es por ello que las empresas inactivas y sin ingresos, en especial las pequeñas, deben recibir auxilio para continuar pagando salarios y así evitar despidos. Se hace imperante que el Estado provea de una especie de renta básica transitoria para sus trabajadores y solucione el problema. Todas estas medidas son grandes demandantes de gasto público.

Coronavirus en Dominicana

El día de ayer el gobierno conservador de Reino Unido anunció que pagará el 80% del salario de los trabajadores para evitar despidos. Las medidas deben ser extraordinarias en tiempos extraordinarios. La creación de crédito es creación de dinero, y en tal medida es capaz de financiar los gastos y apuntalar la demanda agregada. Es fundamental y debe expandirse con vigorosidad, sin titubeos. El crédito no tiene límites físicos pues se crea de la nada (ex nihilo) sin necesitar de un depósito previo; sólo requiere voluntad política. No obstante, el crédito debe venir acompañado de bajas tasas de interés, amplios plazos y sin mirar los colaterales. Esto choca con la banca privada latinoamericana, acostumbrada a una rentabilidad importante, poca penetración en la economía y dirigida a sectores que desangran divisas (como importación de vehículos). En esta ecuación será difícil que se sume el sector financiero privado, pero habrá que topar el tablero y generar nuevas condiciones de gobernanza.

Hay que liberar temporalmente las cadenas de riesgo bancario que obligan a los bancos a ser cautelosos. En compensación, los créditos morosos de empresas y personas no tendrían que afectar ni la calificación de los bancos ni de los deudores.  Segundo, la banca deberá tener objetivos mínimos de colocación en sectores específicos como ocurre en China hace ya algún tiempo, para que el crédito asegure la recuperación.

Las empresas, en especial las micro, pequeñas y medianas, dependen de sus ingresos diarios para sobrevivir. La inactividad cortará rápidamente la cadena de pagos y generará quiebras masivas e incumplimientos fiscales y financieros. Es indispensable tomar medidas para que este lapso de inactividad no genere una desaparición de este sector del aparato productivo. Por ello es necesario que, tanto el Estado como el sector financiero, resignen sus ingresos financieros y tributarios provenientes de esta fuente. No sólo para las empresas sino también para las personas, durante el tiempo que dure esta situación excepcional.

Los vencimientos de deudas deben dilatarse, es decir, suspenderse, tanto como dure la cuarentena, tanto sea para empresas como para las familias, tanto sea que los acreedores sean la banca, las empresas o las familias. El crédito comercial, también debe replantearse. Varios países ya están tomando medidas en este sentido porque, de lo contrario, llevaría a una destrucción del aparato productivo y a una ineficiente apropiación de activos por parte del sector financiero que podría aprovecharse de la falta de liquidez empresarial.

  • Se licencian de trabajar los empleados públicos mayores de 60 años (14% del total) y de los restantes trabajadores públicos, harán turnos rotatorios del 50% del personal.
  • Se suspenden los servicios de restaurantes, salvo entregas a domicilio.
  • Cierre de mercados
  • Quedan suspendidas las actividades comerciales durante los próximos 15 días, con la excepción de las básicas para la población: supermercados, colmados, estaciones de combustibles, farmacias y establecimientos comerciales dedicadas al expendio de alimentos crudos o cocidos, entre otros”.
  • Banco Central rebajó de 4.5% al 3.5% la tasa de política monetaria y la inyección de USD 963 millones del encaje legal del sistema financiero para apoyar los sectores productivos y a los que más han sido afectados por la pandemia: turismo y el sector exportador.
  • Se suspenden por 15 días eventos públicos que impliquen concentraciones.
  • Con la finalidad de proveer liquidez a un costo bajo a las entidades financieras, se aprobó una disminución de 150 puntos básicos en la tasa de interés de la facilidad permanente de expansión de liquidez, pasando de 6.00 % a 4.50% anual.
  • Adicionalmente, se deci­dió reducir la tasa de interés de depósitos remunerados de corto plazo en el Banco Central (Overnight), de 3.00 % a 2.50% anual. Esta medida contribuye a reducir la tasa de interés interbancaria y, por lo tanto, disminuye el costo de fondeo de las entidades finan­cieras.

República Dominicana

Medidas del Gobierno para cerrar el país ante la expansión del COVID 19

La República Dominicana está en estado de emergencia desde el jueves 19 de marzo y al día siguiente se decretó el toque de queda, cuyo horario de aplicación es de 5.00 de la noche a 6.00 de la mañana (hora local), tras adelantarse tres horas su inicio desde el pasado viernes. Con las nuevas cifras, la letalidad de la enfermedad se sitúa en el 4 % y el número de contagios se incrementa en un 23.4 %, sin olvidarnos de que hay 123 personas en aislamiento hospitalario y otras 564 en aislamiento domiciliario, habiéndose dado el alta médica a tres pacientes recuperados. Al cómputo de fallecidos registrados en el último boletín de Salud Pública se suma la muerte del embajador director General de Cooperación Multilateral (Digecoom), Antonio Vargas, cuyo deceso se produjo tras el cierre del último boletín de Salud Pública.

El riesgo cada vez más latente de que el coronavirus (COVID-19) pueda llegar y detectarse en territorio dominicano en cualquier momento, ha obligado a las autoridades sanitarias a adoptar rigurosas medidas de vigilancia y control, entre ellas la suspensión por los próximos 30 días de vuelos directos desde Milán, Italia al país, debido a que es el segundo foco exportador de casos después de China y España. Esta medida contenida en una nueva disposición dada a conocer ayer por el Ministro de Salud Pública, afecta a unos 8,000 viajeros que llegan cada mes, distribuidos en dos vuelos semanales que arriban viernes y sábados por los aeropuertos de La Romana y Las Américas. El día anterior había impedido el desembarco del buque de Crucero BRAEMAR, con 1,512 personas a bordo, porque ocho presentaban síntomas de fiebre, tos y dificultad respiratoria. Asimismo, ha decretado la cuarentena a pasajeros que provengan del resto de países, pero que hayan estado en las últimas dos semanas en alguno de los lugares para los que se ha establecido la suspensión de vuelos. Por su parte, el Gobierno dominicano también ha suspendido la llegada de “todos los cruceros, en todos los puertos y costas de la República Dominicana”.

Un millar de haitianos ha abandonado República Dominicana desde que se decretó el cierre de fronteras entre ambos países, debido al brote de coronavirus. En total 1.124 haitianos, incluyendo hombres, mujeres y niños han cruzado la frontera común, que se ha abierto “unos minutos al día” para permitir la salida de los migrantes. Debido al coronavirus los migrantes no ven oportunidades y muchos están prefiriendo retornar a su país por un tiempo. El impacto económico ha sido “muy fuerte” en la zona fronteriza, donde la población vive del comercio entre ambos países, y también se ha sentido en zonas urbanas de República Dominicana, donde los haitianos trabajan principalmente en las obras de construcción, que ahora están paralizadas por el brote del coronavirus.  La salida de haitianos es “coyuntural” y la situación puede cambiar cuando aumente el número de casos de coronavirus en Haití, un país con una infraestructura sanitaria muy frágil. “Cuando se agrave la situación en Haití, la frontera va a requerir medidas especiales”, En mi opinión, esa región necesita una política epidemiológica “diferente“, coordinada entre los dos países y, en especial, entre las autoridades locales de los municipios a ambos lados de la frontera.


Fuentes utilizadas en este artículo

https://cnnespanol.cnn.com/2020/02/28/asi-se-prepara-latinoamerica-para-enfrentar-el-coronavirus-estas-son-las-medidas-en-la-region/

https://as.com/diarioas/2020/03/30/actualidad/1585552354_012470.html

https://as.com/diarioas/2020/03/30/actualidad/1585552354_012470.html


Autor del artículo:

David Odalric de Caixal i Mata: Historiador Militar, experto en Geoestrategia Internacional y Terrorismo Yihadista. Director del Área de Seguridad y Defensa de INISEG (Instituto Internacional de Estudios en Seguridad Nacional). Director del Observatorio contra la Amenaza Terrorista y la Radicalización Yihadista (OCATRY). Asesor en Seguridad y Defensa en HERTA SECURITY. Director de OSI INTELLIGENCE (Occidental Studies Institute-USA) Membership research projects in support of Veterans of the Armed Forces of the United Kindom. Membership in support of the AUSA (Association of the United States Army)

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPrint this pageEmail this to someone

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*

5 × uno =